19/11/2017

¿Cómo saber si mi perro es feliz?

A menudo nos preguntamos si nuestros animales de compañía están viviendo una vida plena y feliz, puesto que ellos mismo no nos lo pueden decir verbalmente. Pero ¿qué es en realidad la felicidad? El concepto “ser feliz” es complejo incluso para nosotros, humanos y seres racionales. La pregunta que nos deberíamos hacer quizás es más bien esta: ¿Mi perro está contento? O bien: ¿Mi perro está triste, deprimido u enfermo? Partiendo de esta base, si tu animal de compañía tiene un estado de ánimo positivo durante la mayor parte de su día, se podría decir que es un animal feliz, ¿no? ¿Cómo podemos detectar si nuestro perro está contento? Gracias a su gran capacidad para la comunicación no-verbal.

He aquí algunos signos que te van a ayudar a reconocer si tu perro está contento o no:

1. TIENE UNA POSTURA RELAJADA

Los ojos están entrecerrados y parpadea con normalidad, además de tener las orejas hacia abajo (aunque esto depende de la raza). La boca está ligeramente abierta y su cuerpo está libre de tensiones.

Si tu perro no tiene una postura relajada, puede que esté tenso a causa de estrés o miedo. Muchas veces, los perros que sienten estrés suelen ser destructivos, y el sentirse amenazados puede llevarlo a ser agresivos con otros perros o humanos. También es una mala señal si tu perro va cabizbajo.

2. MUEVE LA COLA

Esto es un clásico, y por ello no menos cierto. Si tu perro está contento, moverá la cola de un lado para otro y con ritmo. Ahora bien, si no lo hacen continuamente no significa que estén tristes: es solo un signo más de que se están divirtiendo o están alegres.

Si tu perro tiene la cola hacia abajo, puede que esté incómodo o alerta por algo. Y si la tiene por dentro de las piernas, seguramente esté asustado.

3. SU ENERGÍA ES LA NECESARIA

Un perro contento es un perro con ganas de jugar y moverse, que reacciona a los estímulos y no se pasa el día tumbado sin hacer nada.

Pero ¡ojo! Si tiene demasiada energía puede ser que necesite más ejercicio y paseos.

4. ES CURIOSO

Está en su naturaleza olerlo todo, tocarlo e incluso, por mucho que nos pese, metérselo en la boca. Un perro contento querrá saber qué es todo lo que le rodea, y tendrá ganas de investigar.

Si tu animal de compañía no tiene interés en oler ni en mirar lo que llevas en la bolsa de la compra, está apático y prefiere desentenderse de todo y pasarse el día durmiendo, puede que esté deprimido o triste.

5. TIENE APETITO.

Este punto depende de muchas variables, ya que algunos perros son más quisquillosos en cuanto a la comida. No obstante, un perro contento suele comer bien.

Por otro lado, como pasa en los humanos, un perro que esté bajo de ánimo puede que no tenga hambre y nos deje parte del plato que tendría que comer.

6. DUERME LAS HORAS NECESARIAS

Esto también está relacionado con su actividad física, y es que un animal que sale a pasear varias veces al día y hace el ejercicio recomendable puede llegar a dormir 16 horas al día.

En cambio, si tu perro no quema la energía que debería, no descansará correctamente.

Otro enfoque que le podemos dar a este tema es el de si tu perro es feliz contigo. Hay perros que son amigos de todos, y otros que necesitan su tiempo para hacerse a alguien. De este modo, igual que las personas, los perros pueden estar más o menos a gusto con los humanos.

Estas son las señales que te ayudarán a averiguar si haces feliz a tu perro:

1. TE ENSEÑA LA BARRIGA

Los perros suelen cubrirse la barriga cuando no confían en alguien, como si esa fuera la parte más sensible de su cuerpo. Que te muestre la barriga es señal de que te tiene muchísima confianza y sabe que no le harás daño.

2. TE BUSCA Y QUIERE ESTAR CERCA DE TI

Ya sea para sentirse protegido o para protegerte a ti (dependiendo del rol que tengas dentro de su orden social), si tu perro te considera de su propia manada, querrá estar en contacto físico contigo.

3. MANTIENE CONTACTO VISUAL

Cuando los perros temen a alguien no le miran a los ojos, sino que bajan la mirada y se muestran sumisos.

4. ENTRECIERRA LOS OJOS CUANDO LE ACARICIAS

Este pequeño gesto significa que disfruta muchísimo de tus caricias, ya sea por tu destreza, por el aprecio que te tiene o por la combinación de ambas cosas.

5. SE ACERCA MUCHO CUANDO LO ABRAZAS

Los perros, como animales sociales que son, buscan cariño en su familia. Si tu perro aprovecha tu abrazo para pegarse más a ti, es que definitivamente quiere esa complicidad contigo.

¿DE QUÉ DEPENDE QUE UN PERRO SEA FELIZ O INFELIZ?

Lo más importante para la felicidad de un perro es la salud y el entorno. Un perro enfermo seguramente tendrá molestias o se sentirá incómodo, dificultando así el tener un buen estado anímico. Pero la mayoría de las veces, la felicidad de nuestro animal de compañía está directamente ligada a nuestra manera de cuidarlo y tratarlo.

Si quieres que tu perro sea feliz, tendrás que empezar llevándolo a las revisiones correspondientes con el veterinario (más frecuentes cuando sean cachorros y ancianos), y también cuando notes que algo no va como de costumbre y sospeches que pueda ser por un problema de salud. Para ello, deberás estar atento a cualquier cambio en su conducta.

También es muy importante estimularlo, tanto con paseos como con juegos. Y recuerda siempre esto: Tu perro depende de ti. Tener un animal bajo tu responsabilidad a veces significa cambiar tus hábitos y adaptarlos a sus necesidades, en la medida de lo posible. Sorpréndelo con una excursión a la montaña o llévatelo a casa de tus amigos. Incluye a tu perro en tus planes siempre que puedas, en vez de dejarlo horas y horas solo en casa.

Resumiendo, la felicidad es la acumulación de momentos en los que tu perro se muestra contento, y eso es fácil de detectar. ¿Lo más importante para conseguirlo? El humano que vive con él.

Al utilizar nuestros servicios aceptas el uso que hacemos de las cookies